viernes, 29 de agosto de 2014

La Algaba recuperará los restos de 144 presos del campo de concentración de Las Arenas


Demolición del antiguo cementerio de La Algaba donde se encuentra la fosa.

andaluces.es/María Serrano



La recuperación de los 144 cuerpos del campo de concentración de Las Arenas en La Algaba (Sevilla) iniciará sus primeras excavaciones en la posible fosa a principios de septiembre. Diego Agüera, alcalde socialista del municipio, ha destacado que la “financiación correrá a cargo de la Dirección General de Memoria Histórica de la Junta de Andalucía, lo que permitirá explorar la parte acotada del antiguo cementerio donde está el enterramiento”. Una zona que ocupa en la actualidad 500 metros cuadrados. La partida destinada para este proyecto no está aún detallada.
Isabel Herrera, vecina de este municipio sevillano, recuerda que su madre le contaba a los once años cómo eran aquellos presos esqueléticos que trabajaban sin apenas ser alimentados en una finca de trabajos forzados. “A mi madre le decían ¡que viene Baltasar, que viene Baltasar!”. Cuando retumbaba el nombre del encargado del campo de concentración en sus oídos salía corriendo hacia su casa, que se encontraba muy cerca de las tapias del antiguo cuartel de la Guardia Civil y el cementerio, ubicado en el centro del pueblo de La Algaba. “Para mi madre era un tema tabú, pero no se le olvidaba la imagen de aquel hombre que venía con cuerpos medio moribundos en su carro. Algunos respiraban aún”, destaca. Los que aún quedaban en pie en el campo iban cada domingo a misa, a la parte final de los bancos para “purificarlos”, según relata la anciana a andalucesdiario.es.
Félix y Luis
El alcalde Diego Agüera señala que “las víctimas no eran vecinos de La Algaba en la mayoría de los casos”. Todos murieron a principios de los años 40, entre 1941 y 1943. Un informe reciente de la plataforma Todos Los Nombres pone nombre y fecha de defunción a todas las víctimas. Félix Ruiz Expósito, natural de Andújar (Jaén), fue la víctima más joven. Murió a los 17 años el 20 de diciembre de 1941. Luis Ríos Solís moriría en este campo a los 75 años el 18 de enero de 1942; era la víctima de mayor edad.
Tras la demolición del antiguo cementerio y la señalización de la supuesta fosa de víctimas del campo de concentración, está prevista la construcción de un parque urbano donde se ubicará  una zona de memoria y homenaje para estas víctimas de la represión franquista. El proyecto tendrá un coste aproximado de 400.000 euros.
Cecilio Gordillo, coordinador del grupo Recuperando la Memoria de la Historia Social de Andalucía de la Confederación General del Trabajo (CGT), ha señalado “cómo el silencio ha borrado la memoria oral de aquel campo de trabajadores”, a pesar de estar protegido como Lugar de la Memoria dentro del listado que creó la Junta de Andalucía en el año 2011.
En diciembre de 2013, tras la denuncia  por parte de grupos memorialistas, de la ubicación de una fosa en el antiguo cementerio, el alcalde Diego Agüera accedió a la verificación de los testimonios que hablaban de un enterramiento de presos del campo de concentración de Las Arenas, aunque destacó que no había registro de “personas enterradas víctimas del franquismo en ese cementerio”. El cambio de rumbo en las actuaciones permitirá que la historia de aquel campo invisible vea de nuevo la luz, al igual que los huesos olvidados de las víctimas.
:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
...Hemos de recordar que entre las 144 víctimas se encuentra nuestro paisano Antonio Fernández Perea, que moriría en el campo de concentración el 18/4/42, tenía 44 años y estaba casado..
Javier Gavira